14 de junio de 2012

American Psycho



Título original: American Psycho
Dirección: Mary Harron
Guión: Mary Harron & Guinevere Turner (Novela: Bret Easton Ellis)
Duración: 101 min
Año: 2000

Abstenerse a leer la reseña y ver la película aquellas personas que no les guste la sangre, las películas  violentas, con escenas fuertes y con ralladas mentales.

En un mundo moralmente plano en el que la ropa tiene más sentido que la piel, Patrick Bateman es un espécimen soberbiamente elaborado que cumple todos los requisitos de Master del Universo, desde el diseño de su vestuario hasta el de sus productos químicos. Es prácticamente perfecto, como casi todos en su mundo e intenta desesperadamente encajar en él. Cuando más intenta ser como cualquier otro hombre adinerado de Wall Street, más anónimo se vuelve y menos control tiene sobre sus terribles instintos y su insaciable sed de sangre, que lo arrastra a una vorágine en la que los objetos valen más que el cuerpo y el alma de una persona. (FILMAFFINITY)


Desde mi punto de vista creo que el personaje de Patrick Bateman es un personaje que está muy bien definido, está completamente loco, es un hombre egocéntrico, muy preocupado por su aspecto, psicópata, obsesivo y bastante sádico. Llega al punto de estar tan bien construido que resulta complejo en determinadas ocasiones, sobre todo al final de la película cuando expone sus pensamientos. En la Sexta 3 se ha dicho que el guionista se basó en Tom Cruise para hacer este personaje, supongo que será por todo lo egocéntrico que puede llegar a ser, lo rico y famoso que es, etc.

Es una película dura, con un final difícil de comprender, mezcla la voz en off con los diálogos de los personajes, tiene una estética bastante definida (como suele pasar en este tipo de películas). Lo que más me ha gustado es la forma en la que desarrolla la personalidad de este tipo, nos muestra cómo es en su vida diaria y cuáles son sus pensamientos (gracias a la voz en off). Además hay que destacar que la composición de los planos es perfecta, transmite muchísimo gracias a la manera en la que encuadra el director de fotografía y cómo sitúa al protagonista en escena.

Debo decir que no se trata de una temática demasiado agradable, pero si resulta curiosa por la reflexión final. Por eso, creo que es una película que hay que ver dos o tres veces más para comprender la mentalidad tan enrevesada del personaje.

Una vez más me vuelve a sorprender el actor principal (Christian Bale) por su capacidad para moldearse en distintos personajes. Le he visto en películas como Batman, El maquinista, El truco final y El imperio del sol y nunca me ha defraudado. Al contrario, cada vez me quedo más impresionado con lo bien que hace su trabajo, creo que es un gran actor y merece un mínimo reconocimiento por su todo lo que ha hecho hasta ahora. En este film desarrolla al personaje de Patrick de manera excepcional y estoy seguro que le dio mil vueltas a lo que tenía escrito en el guión.

Puntuación: 4/5
Tomás Ruiz


Follow by Email