7 de octubre de 2011

Abre los ojos


 ARGUMENTO

César (Eduardo Noriega) es un chico guapo y rico al que le gustan mucho las mujeres pero muy poco el compromiso. Sin embargo en la fiesta de su cumpleaños se enamora de Sofía (Penélope Cruz), la acompañante de su mejor amigo, Pelayo (Fele Martínez). Nuria (Najwa Nimri), una antigua amante de César, movida por los celos provoca un accidente de coche en el que ella fallece y César queda completamente desfigurado. A partir de ese momento su vida cambia por completo, convirtiéndose en una horrible pesadilla.

VALORACIÓN PERSONAL

Después de haber visto una de las primeras películas (Tesis) de este gran director me lancé con otra de las suyas y creí que una de las que más me había hablado la gente era está.

Abre los ojos me ha introducido en los sentimiento que tiene el protagonista, me he puesto en su piel y me han entrado escalofríos. Hay que reconocer que Noriega ha hecho un gran trabajo en este film, se mete dentro de un personaje que es duro, complicado y sobre todo patético y consigue trasmitir al espectador de forma espectacular su obsesión, agobio y locura.
Está perfectamente realizada, escenas que en un principio no comprendes como han pasado tantas cosas y porque hay numerosas visiones o sueños pero que poco a poco se van a ir uniendo y desencajando todas las piezas del gran puzzle.
No es la típica película de sentarse y no pensar, requiere una reflexión o más bien una rallada mental que de vez en cuando no viene mal cuando estamos tan acostumbrados a que nos den todo hecho y a que la peli nos recorra en nuestra mente y simplemente nos provoque risa o miedo. Aquí se nos plantea el problema que alguna vez hemos tenido a la hora de mirarnos al espejo, nosotros nos vemos de una forma y la gente que está a tu alrededor, de otra. Nunca creemos que los demás tengan razón y podemos llegar a volvernos locos como en casos de anorexia.

Existe también una fuerte reflexión ética que nos lleva a pensar en temas tan delicados como la crionización, la posibilidad de que tu cuerpo fallecido quede congelado hasta que sea posible en un futuro su reanimación.
Creo que merece bastante ver la película, no solo por el contenido, también por la realización, el cambio de Eduardo Noriega y su estupenda interpretación. Debo decir que me ha gustado mucho más está peli que la de Tesis y recomiendo que la veáis cuando podáis.


PUNTUACIÓN




2 comentarios:

Natalia dijo...

Hablando de ralladas mentales, te propongo una película (que no sé si abrás visto ya): Lost Higway, de Davir Lynch.
Por cierto, me encanta tu blog.

Con cariño,
la amiga de Pilar.

Tom dijo...

No la he visto, me la apunto!

Muchas gracias :)

Follow by Email